La cocina del estudiante

Cocina para estudiantes o principiantes

miércoles, 11 de diciembre de 2013

Huevos fritos con patatas


huevos-fritos-con-patatas

Los huevos fritos con patatas es un clásico en nuestra cocina, a algunos les gusta con la yema muy hecha a otros nos gusta con la yema poco hecha para poder mojar el pan o empapar las patatas, sea como sea, son un manjar, uno de mis platos preferidos sin lugar a dudas.

Ingredientes para 1 ración (Dificultad baja):

2 huevos
2 patatas pequeñas
Aceite de oliva
Sal

Preparación:

Se pela la patata, se limpia y se corta muy finita (lo que se llama patata paja). Ponemos la freidora o la sartén a calentar con aceite a fuego medio. Cuando el aceite está caliente tiramos la patata y la dejamos unos minutos hasta que veamos que está empezando a hacerse. Una vez que las tenemos fritas pero blanquecinas le subinos la temperatura para dejarlas crujientes, cuando estén a nuestro gusto, las sacamos, escurriéndolas sobre papel de cocina para que pierdan el exceso de aceite.

Por otro lado, mientras la patata está a punto de hacerse, en una sartén pequeña echamos unos dos dedos de aceite de oliva, lo ponemos a fuego máximo para que coja temperatura. Una vez que el aceite está caliente, rompemos el huevo, le añadimos aceite y lo tiramos suavemente a la sartén. Con la espumadera vamos tirando un poco de aceite sobre la yema hasta que veamos que se encuentra a nuestro gusto.

Por último emplatamos las patatas y los huevos como en la foto que tenéis en el artículo y listo!!!

PD: El truco de los huevos fritos es la temperatura del aceite, si está frío el huevo, su clara, nos quedará dura, unos buenos huevos fritos tienen que ser tiernos.

lunes, 9 de diciembre de 2013

Nidos de pasta con salsa de tomate y picada de ajo y perejil

nidos-com-salsa-y-picada-de-ajo-y-perejil

Los nidos con salsa de tomate y picada de ajo y perejil es uno de mis platos preferidos, es sencillo per sabroso, y siempre sirve para salir del paso tanto en un día ajetreado como en una cena con amigos, un placer para el paladar.

Ingredientes para 1 ración (Dificultad baja):

1 tomate y medio (o media lata de tomate natural triturado)
1 cebolla pequeña (o media grande)
5 nidos
1 ajo pequeño (o medio grande)
Un poco de perejil
Aceite de oliva
Sal 
Pimienta

Preparación:

Primero elaboramos la salsa de tomate con cebolla tal y como os expliqué en la receta, cortamos la cebolla y el tomate en dados lo más pequeños posibles, sofreímos la cebolla con aceite de oliva, y cuando ésta haya pochado le añadimos el tomate, y lo dejamos todo al "chup chup" durante unos 20 minutos. Cuando tenemos el tomate y la cebolla reducidos, lo pasamos por el pasapuré, y le añadimos un poco de sal y pimienta.

Ponemos a hervir el agua en la que haremos la pasta, con un poco de aceite y sal la enriquecemos, cuando rompa a hervir introducimos los nidos y le damos unas vueltas para que no se pegue. El tiempo de cocción variará según las marcas, así que comprobad en el envoltorio los minutos recomendados.

Con la salsa hecha y la pasta en marcha, es el momento de hacer la picada. Le quitamos el corazón al ajo (para que no repita), y lo introducimos en un mortero junto al perejil. Añadimos un poco de sal antes de picar (evitará que nos salte y le irá dando cuerpo). Lo picamos todo bien. Cuando tenemos el ajo y el perejil bien picado, incorporamos el aceite de oliva, mientras removemos para que vaya ligando, cuando veamos que está a nuestro gusto, le damos el toque de limón, al gusto, lo volvemos a remover en circúlos concéntricos, modificamos el punto de sal si es necesario y lo dejamos reposar mientras colamos la pasta.

Con los nidos colados al punto, ponemos la salsa que hemos pasado por el pasapuré a fuego lento y le añadimos la pasta, le damos unas vueltas para que la salsa esté por todo. Por último, incorporamos la picada, un par de vueltas más y listo!!!

PD: La salsa no hace falta pasarla por el pasapuré para aquellos a los que les gustan los tropezones. Acompañado de un poco de parmesano o grana padano rallado es simplemente perfecto.



jueves, 5 de diciembre de 2013

Salsa de tomate con cebolla



salsa.de.tomate-con-cebolla

La salsa de tomate con cebolla es la base de muchos platos, de pasta, de arroces, la base de una buena pizza ( la podréis condimentar al gusto) y el acompañante de otros muchos, además la podemos congelar y tenerla a punto siempre que la necesitemos, un básico en la cocina que siempre es bueno tener a mano.

Ingredientes para 2 raciones (Dificultad baja):

3 tomates (1 y medio por ración) o 1 lata de tomate natural triturado
1 cebolla
Aceite de oliva
Sal
Pimienta

Preparación:

Primero cortamos la cebolla y los tomates lo más pequeños posibles a dados. Una vez que los tenemos cortados, sofreímos la cebolla a fuego lento, para que se vaya ablandando poco a poco sin quemarse. Cuando la cebolla está dorada y blandita, añadimos el tomate cortado bien pequeño, le damos un par de vueltas y lo dejamos unos 20 minutos a fuego lento (vamos vigilando para comprobar que no se nos pega).

Cuando tenemos el tomate y la cebolla reducidos, lo pasamos por el pasapuré, poco a poco para que nos quede fina, y para poder trabajar mejor. Una vez que la hemos pasado, le damos el punto de sal y pimienta y listo!!!

PD: Si os gustan los tropezones, no la paséis, pero recordad darle el punto de sal y pimienta. Para congelarla recordad que hay que dejarla enfriar.

miércoles, 4 de diciembre de 2013

Rape con almendras


rape-con-almendras

Este es un plato delicioso, el tiempo de elaboración es de unos 40 minutos, así que os lo recomiendo o bien para ocasiones especiales, o bien para hacer 4 raciones y después congelarlo.


Ingredientes para 4 raciones (Dificultad alta):

4 colas de rape medianas
1 cebolla grande
3 dientes de ajo
150 gramos de almendras frita o tostada
2 hojas de laurel rasgadas 5 cucharadas soperas de aceite
2 cucharadas soperas de harina
1 vaso de vino blanco
1 vaso y medio de agua
Perejil
Mejorana
Media cucharada de café de nuez moscada
Sal y pimienta



Preparación:

Primer paso
 
1º. Salpimentar y rebozar el rape levemente con harina.
2º. En una cazuela en la que se habrá añadido el aceite; se rehoga el rape.
3º. Cuando esté algo dorado, se saca de la cazuela y se coloca en un plato.


Segundo paso 

1º. Se rehoga la cebolla picada y los ajos en la cazuela dónde previamente se han rehogado los rapes.
2º. Cuando la cebolla y los ajos se hayan ablandado, se le añade el vino dando vueltas al sofrito hasta que pierda el alcohol.
3º. Se añade medio vaso de agua, se espera que de un hervor y se apaga el fuego.


Tercer paso 

1º. Se muelen las almendras a las que se abra añadido el perejil, la mejorana y la nuez moscada y medio vaso de agua.
2º. En otro recipiente se tritura el sofrito.
3º. Se pone la cazuela en el fuego con el sofrito triturado y se añade otro medio vaso de agua.
4º. Se coloca el rape en el interior de la cazuela.
5º. Cuando rompe a hervir se añaden las almendras y las dos hojas de laurel.
6º. Se deja cocer a fuego lento unos diez minutos hasta que el rape encoja.
7º. Se rectifica de sal, se apaga el fuego, se deja reposar y listo!!!


PD: El plato mejora si se le deja reposar al menos una hora. Sí en contráis que la salsa está demasiado espesa se puede añadir un poco más de agua. Puede servirse acompañado de patatas fritas, arroz hervido vaporizado o pasta.

martes, 3 de diciembre de 2013

¿Cómo quitar el amargor a las berenjenas?


berenjena-en-agua-con-sal

Éste es un consejo que me dió mi abuela y que voy a compartir. Las berenjenas guardan un punto de amargor que puede restarle sabor, para "quitarlo" sólo necesitamos agua, sal y unos minutos de paciencia.

Preparamos un recipiente con agua y sal, y una vez tengamos cortada la berenjena, para la elaboración del plato que gustemos, la introducimos en el recipiente y la dejamos unos minutos, podremos observar el cambio de color en el agua hacia un tono amarillento. Cuando sea el momento de cocinarla, la escurrimos y listo!!!